miércoles, 19 de marzo de 2014

LAS RUINAS ESTÁN EN RUINAS


Tihuanaco es un de los centros arqueológicos más enigmáticos y hermosos de todo el mundo, sobre estas ruinas se han tejido un sin fin de historias, no soy experto en arqueología así que este tema no lo tocare por temor en entrar en errores y contradicciones.

Tuve la oportunidad de visitar estas ruinas en distintas ocasiones, la ultima el pasado fin de semana, lastimosamente pude observar como todo el complejo arqueológico el cual tiene una valía histórica incalculable se encuentra en un descuido total, el museo lítico prácticamente destrozado, piezas de museo tremendamente descuidadas, las ruinas en si presentan varios problemas lo cual hace que las ruinas estén prácticamente en ruinas, las piezas líticas más importantes se encuentran corroídas por una especie de musgo el cual las esta dañando seriamente, los letreros explicativos están destrozados o simplemente no existen, la fortaleza de Puma Punku esta prácticamente abandonada, en fin, son varias las falencias imperdonables que presenta el centro arqueológico de Tihuanaco, como dije uno de los más importantes del mundo.

Esta lamentable situación por lo menos a mi me deja muchas interrogantes,  lo primero donde va el dinero recaudado por la afluencia de turistas ya  que el numero de visitantes por lo menos los fines de semana es bastante  importante, para el nivel de descuido en que se encuentra todo el centro arqueológico da a pensar que dicho dinero simplemente es repartido entre los comunarios y “amautas” del lugar, de otra manera no se puede entender como es que no se realizan tareas sencillas como cortar los arbustos que en algunos lugares alcanzan ya el metro de longitud o desempolvar las piezas expuestas en el museo, poner un simple tinglado en el centro del museo o barrer los pisos.

Nos orgullecemos de nuestro pasado rico en tradiciones pero no hacemos nada para cuidar el centro mismo de nuestra historia, como dije las ruinas están en ruinas,  es una verdadera pena que el Estado no invierta en preservar Tihuanaco, solo es utilizado como centro de convenciones del MAS, para que el Vicepresidente Linera se case en el y lo utilice como si fuese su patio trasero o para que el Presidente Morales sea proclamado el disque “líder espiritual” de los pueblos indígenas, les encanta celebrar el año nuevo aymara en plenas ruinas, farreando y bailando poniendo en riesgo toda la infraestructura, me imagino que esto debe dejar mucha platita en beneficio de unos pocos, es una verdadera VERGÜENZA el estado en que se encuentra Tihuanaco, seguramente para invertir en esto no hay recursos, pero para el DAKAR o para comprar los autitos Lexus del presidente si hay y de sobra.


Si no se hace algo radical a corto plazo para preservar el Centro Arqueológico de Tihuanaco se estaría en serio riesgo de perder gran parte de la riqueza lítica e histórica no solo de nuestro país sino del mundo entero.