martes, 22 de julio de 2014

A LOS IDOLOS NO SE LOS TOCA



Tener ídolos deportivos o de otra índole no es algo malo en si mismo, recuerdo bien que en mi adolescencia Diego Armando Maradona llenaba mis ojos con goles y jugadas extraordinarias que solo el podía llegar a hacer, fue sin duda mi ídolo, para mi el mejor jugador del mundo hasta el momento, también Michael Jackson tenia ese lugar de ídolo, un genio de la música al cual siempre admire, al igual que Charly García, ahora bien, jamás negué las “sombras” que estos mis ídolos traían consigo, escándalos, consumo de drogas, alcohol, etc., siempre pensé que a pesar de que estos sobresalían cada uno  en su ámbito no eran infalibles ni tampoco perfectos.

Con la llegada del mundial de futbol las discusiones “facebookeras” se fueron haciendo más comunes, los seguidores de Messi y Ronaldo intercambiaban “cargadas” sobre cual de los dos era el mejor jugador del mundo, al leer los “post” y las opiniones posteriores llegue a observar cierto enojo por las bromas de uno y otro bando, como si se tratarse de algo intimo y personal. 

A raíz de esto hace unos tres meses se me ocurrió la idea de postear en mi muro del Facebook opiniones contrarias y hasta duras sobre algún jugador de futbol y esperar la reacción de la gente al respecto, al principio no sabia a cual jugador elegir, obviamente tenia que ser uno de fama mundial y con una buena cantidad de fans, me decidí por el argentino Messi, me sorprendió desde un principio la “radicalidad” con la que varios de los seguidores de este reaccionaron, pareciera que les había tocado la fibra más intima de su ser, muchos de ellos se enojaron a tal grado de hasta “borrarme” de su lista de amigos de la red social en cuestión, al parecer escribir “post” como “Messi fracaso este año en la liga de campeones”  era un insulto directo a la  familia o a la mismísima madre, varios seguidores del astro argentino se sintieron realmente ofendidos, pese a esta primera reacción medio inesperada decidí seguir con mi “travesura facebookera”, insistí con post cuestionando al jugador en cuestión, al iniciar el mundial impugnaba en el “face” todas y cada una de las actuaciones del argentino, las reacciones de los fans de Messi fueron variadas, desde moderadas hasta duras, para mi fue muy gracioso  poder llegar a sacar de quicio a los fieles seguidores del argentino, que en muchos casos no entendían mi repentina critica al astro del Barcelona FC., como dije muchos llegaron hasta el enojo por no decir rabia hacia mis comentarios y criticas al 10 argentino.

Después de sacar literalmente de quicio a los fanáticos “messiánicos”  llegue a la conclusión que muchos defienden a muerte a sus ídolos pero muy pocas veces defienden de la misma manera y con la misma entrega la justicia, la moral o el buen convivir en sociedad, pero a los ídolos no se los toca, pueden existir guerras en todas partes del mundo con miles de muertos de por medio, pero a los ídolos no se los toca, el alcohol y la drogadicción pueden estas carcomiendo a los jóvenes en nuestra sociedad, pero a los ídolos no se los toca, puede haber miles de menores abusados y mujeres violadas o asesinadas, pero a los ídolos no se los toca.

La sociedad esta al revés, los valores, por lo menos a mi modesto entender, están de cabeza, se sobrepone un relativismo extremo al buen convivir y ni que decir de DIOS, EL, en muchos casos simplemente esta demás, porque no mete goles ni sale en todos los medios de comunicación habidos y por haber.

Mientras la sociedad siga encandilada con sus ídolos y consuma todo lo que estos llevan consigo, marketing, publicidad, etc., no podremos mirar más allá de nuestra propia realidad, no podremos ver al prójimo como tal, es por esto que por todos los medios tratan de cegarnos, nos han convertido en  una sociedad habida de ídolos para llenar con espejismos el sin fin de carencias que tenemos como seres humanos que cada vez estamos más lejos de DIOS, sin esperanzas y sin sueños.