lunes, 28 de junio de 2010

ME SUENA A MAMADA (2da. PARTE)


Hace un poco más de un año, escribía en este blog (véase el índice), sobre la sospechosa aparición de la gripe AH1N1, la cual supuestamente, se convertiría en la más terrible y desastrosa pandemia que haya visto la humanidad, la sociedad en su conjunto, vivió momentos de terror e incertidumbre sobre la nueva enfermedad.

Todo este panorama desastroso, casi de película hollywoodense, fue muy bien publicitada, por todas las cadenas televisivas, básicamente fuimos bombardeados mediáticamente con noticias sobre la famosa gripe, creando con ello, un clima, que a mi parecer fue increíblemente trabajado, para medir en la población, cierto tipo de respuestas y comportamientos, los cuales tenían como fin, beneficiar a ciertos sectores económicos, en especial la gran industria farmacéutica que se vio beneficiada, con millones de dólares en ingresos con la venta del famoso remedio Tamiflu, el mismo que, supuestamente es capaz de derrotar la gripe AH1N1, lo curioso de este producto, es que fue utilizado en cuatro ocasiones similares, para contrarrestar la llamada gripe aviaria, pareciera que el negocio de las aparentes pandemias sanea y con creces las arcas de las grandes transnacionales farmacéuticas.

Si buscamos y rebuscamos entre las noticias sobre el tema de hace un año, nos encontraremos, que en varias ocasiones, la tan temible enfermedad fue contrarrestada con pastillas comunes de paracetamol y un buen plato de sopa de pollo, pero, definitivamente, pudo más el poder de convencimiento de las grandes cadenas televisivas, que el sentido común, vuelvo a repetir, a mi humilde entender, fuimos objeto de una especie de experimento mediático, para medir tasas de comportamientos, y de respuestas, hacia determinados estímulos externos

Algo que definitivamente levanta sospechas, son las múltiples contradicciones que tuvo sobre el tema la OMS, ya que primero elevaba a niveles de pandemia la nueva gripe y daba las pautas a seguir, para evitar el tan temible contagio, se paralizaron ciudades enteras, y en muchos lugares se vivió una especie de psicosis colectiva, para luego informar que la gripe AH1N1, no había sido tan mortífera como se pensaba al principio, ¡háganme el favor!. Definitivamente nos vieron la cara, nos usaron descaradamente como ratas de laboratorio.

Ya ha pasado un año, del caos construido hábilmente por las transnacionales farmacéuticas, pero adivinen que, ahora se nos trata de vender la idea de que la vacuna contra esta nueva gripe, es más que necesaria, para salvaguardar nuestra salud, obviamente, los dueños de la patente de la tan “necesaria” vacuna, son las mismas que del famoso Tamiflu, es decir la Roche Holding AG, la Gilead y la Glaxo, o estos señores son los mesías y salvadores de la salud mundial, o los mas grandes estafadores de este nuevo siglo, definitivamente yo me inclino por lo segundo.

Sobre esta nueva vacuna, se han levantado una serie de sospechas, de hasta ser un medicamento inútil, ya que sus componentes, no son necesarios para la prevención de la gripe AH1N1, hasta de tener efectos secundarios muy fuertes, desde parálisis muscular, hasta ataques cardiacos, son atribuidos a esta, inclusive, varios países europeos, suspendieron la dosificación de esta vacuna entre sus ciudadanos. Acá en Latinoamérica, la distribución de este profiláctico, se ha generalizado, sin tener en cuenta los riesgos en su aplicación, la OMS, recomienda su uso, pero como hemos visto, esta organización, definitivamente no es de las más confiables que digamos, creo que deberíamos dejar de ser tan confiados y crédulos, hacer nuestras propias investigaciones y por ende, sacar nuestras propias conclusiones.

Pareciera que hay intereses demasiado grandes, detrás de la aparición de la gripe AH1N1 y de su famosa vacuna, intereses que van más allá del simple lucro, vuelvo a repetir, pareciera ser, que nos usaron para medir respuestas hacia determinados estímulos, en todo caso, no me queda más que decir que la famosa gripe y su cuestionada vacuna............me suena a mamada.




Wikio