lunes, 23 de marzo de 2015

SUB CULTURAS URBANAS (TRIBUS URBANAS 2)



El fenómeno de las tribus urbanas es algo relativamente nuevo, estas surgen como forma contestataria a las normas y formas de vivir que se manejan en nuestra sociedad, la misma que por décadas se a encargado de construir una especie de selva de cemento donde el más fuerte es dado per se como el más capaz y por ende el que más aceptación tiene, dejando así de lado a miles de jóvenes que simplemente cometieron el pecado de atreverse a ser diferentes.



Los jóvenes del siglo 21 son tan diversos en sus formas de expresión, pensar, organizarse e inclusive en sus sentimientos que estos se han visto en la necesidad de buscar pares afines que compartan los mismos gustos, valores e inquietudes, es asi que se forman las llamadas “Tribus Urbanas”, como una especie de alternativa a una sociedad organizada que no da cabida a nuevas formas de pensar, vestir y de actuar.



Las Tribus Urbanas constituyen una especie de subcultura urbana donde los jóvenes pueden llegar a desenvolverse y desarrollarse sin tener miedo a la censura o al control social, constituyen micro sociedades dentro de la sociedad misma, en este sentido tienen cierto grado de marginación pero a la vez no pueden llegar a desenvolverse y desarrollarse fuera de esta.



La juventud actual por el hecho de agruparse y desenvolverse en espacios alternativos muchas veces es tildada de ausente o ajena a la problemática social existente, no son pocos los que han tachado a esta juventud emergente como la generación x”, indolentes e indiferentes, alejados de los movimientos juveniles de los años 60 los cuales fueron parte importante de las transformaciones sociales del siglo 20, desconociendo de esta manera el aporte cultural, ideológico y hasta espiritual que de menara casi silenciosa nos dejan las Tribus Urbanas.



Nuestra sociedad depredadora de años y sueños solo mide el potencial de la juventud cuando esta se enmarca en los cánones establecidos de productividad económica y de estabilidad social, es decir un joven es valioso si genera recursos económicos y se desenvuelve en ambientes socialmente aceptados (familia, clubs sociales, Iglesia) si por alguna razón no entran dentro de estos parámetros simplemente son desechados, su potencialidad es simplemente ignorada, de esta forma surge el sentimiento de frustración y fracaso con la que millones de jóvenes tienen que vivir día a día, pues no encuentran su lugar dentro de los estándares económico – sociales. De esta manera las tribus Urbanas surgen como una alternativa donde estos jóvenes “diferentes” encuentran un espacio para desarrollar todo su potencial tantas veces ignorado y minimizado inclusive hasta por sus propios progenitores.



Las tribus Urbanas no se expresan, a diferencia de los movimientos juveniles de los años 60, con manifestaciones masivas en contra del sistema establecido, no hacen huelgas masivas ni lanzan bombas molotov, viven prácticamente en el ciberespacio, prefieren desarrollar expresiones culturales alternativas, siguen siendo contestarías, pero a su modo, muchas veces utilizan  el silencio  como forma de protesta, pues para ellos el  no participar dentro de una sociedad depredadora es enfrentarse a ella abiertamente y por extraño que parezca cada vez son más los jóvenes que prefieren ser diferentes, que optan por no encajar dentro de la sociedad y que simplemente buscan la felicidad en las cosas simples pero no menos importantes, como ser la camaradería, el compañerismo y el amor.



Lastimosamente al no reconocer a estos nuevos movimientos juveniles como vetas de cultura y valores estamos desechando a millones de jóvenes a vivir en la indiferencia y en la exclusión es ahí donde son presa fácil del consumo de alcohol o drogas, la sociedad esta matando a sus jóvenes, no nos estamos dando cuenta que tal vez en esta contracultura juvenil podemos alcanzar una redención como sociedad y como seres humanos.



El que quiera entender que entienda….