Ir al contenido principal

¿EQUILIBRIO ECONOMICO O EQUILIBRIO ECOLOGICO?


Para el padre del liberalismo económico Adam Smith, el equilibrio económico es una situación que se produce cuando, en el mercado, la oferta es igual a la demanda; el mercado llega al equilibrio por sí mismo, sin necesidad de que el Estado intervenga. y que el estado no debe intervenir en la economía salvo para garantizar la existencia del mercado.
El equilibrio económico, alude a una condición del mercado, caracterizada porque tiende a mantenerse una vez se ha alcanzado. Desde la perspectiva de la economía, esto ocurre cuando la cantidad demandada de un artículo o bien, es igual a la cantidad que de él se ofrece en el mercado, durante un período de tiempo determinado.
La economía liberal, ha sostenido estos principios, como la base fundamental del desarrollo económico equitativo y funcional; con la primera y segunda revolución industrial, y con la revolución tecnología-comunicacional actual, la oferta de una gran variedad de productos inunda el mercado, muchos de estos, acompañados de una fuerte campaña publicitaria, para lograr su aceptación entre los consumidores y/o compradores; al existir un sin fin de ofertas en el mercado, los productores no escatiman esfuerzos ni tampoco recursos, en el afán de lograr acaparar la mayor cantidad de potenciales consumidores.
Con ese fin y propósito, en campo agrícola, se ha logrado en muchos casos, la industrialización de la producción agropecuaria, inundando el mercado con productos, que en otrora, eran solo expedidos en determinadas temporadas del año, la masificación de la producción y el fácil acceso a estos, ha hecho que el consumidor, cada día demande mas de estos productos; la oferta crece a la par de la demanda, se generan nuevos empleos, y el equilibrio económico cumple su fin; pero lo que no se toma en cuenta, es que en el camino de la producción industrial masificada, se rompen y violan varios principios naturales básicos, que amenazan con la supervivencia misma del ser humano, ejemplo de ello es la utilización de herbicidas, pesticidas, y otros productos químicos en la producción agrícola, los cuales no solo contaminan los suelos, sino también ríos y cuencas; las consecuencias son notorias, la menor fertilidad de las tierras agrícolas, la muerte de la diversidad ecológica que se desarrolla alrededor de los ríos y cuencas, la masificación de la producción ha ido en desmedro de la diversidad (se ofrece un solo tipo de producto estandarizado, relegando la diversidad agrícola de productos a un segundo plano, condenándolos a su casi extinción), la excesiva utilización e industrialización de recursos hídricos también es preocupante, ya que esta generando que el agua, que es considerado como recurso renovable, mas pronto que tarde pase a ser un recurso no renovable, ya que se corta el ciclo natural del liquido elemento; solo como dato, para la construcción de un automóvil se utiliza 400 litros de agua, para la elaboración de un papel, 30 litros de agua, para la producción de un tomate, 20 litros de agua, y ni que decir de la electricidad y la minería, donde son utilizados miles de litros de agua al día, mucha de esa agua resulta inservible luego de su uso tanto en las industrias agropecuarias como tecnológicas.

Como vemos, el equilibrio económico, que es defendido a capa y espada por las economías liberales, esta trayendo consecuencias serias para el adecuado convivir del ser humano, pareciera que en el afán de mantener el adecuado balance entre la oferta y la demanda, el ser humano se ha olvidado del equilibrio ecológico, que es necesario para la supervivencia de las distintas especies que habitan en nuestro planeta.
Se entiende por equilibrio ecológico al estado de balance natural, establecido en un ecosistema, por las relaciones interactuantes entre los miembros de la comunidad y su hábitat; la relación entre los individuos y su medio ambiente determinan la existencia de un equilibrio ecológico indispensable para la vida de todas las especies, tanto animales como vegetales.
La naturaleza es como una gran cadena formada por muchísimos eslabones en la que distintas especies se relacionan unas con otras.

Lastimosamente este equilibrio ecológico se ha visto perturbado seriamente, por el abuso de insumos químicos en la producción agrícola, también por el abuso y destrucción de cuencas y ríos, con la construcción de represas hidroeléctricas, el gran desarrollo tecnológico e industrial ha sobrepasado la capacidad de la naturaleza para restablecer el equilibrio natural alterado y el hombre se ha visto comprometido en su misma existencia.

En Europa se ha perdido el 70% de los bosques originales, en Asia el 72%, en Oceanía el 22%, en África el 90%.
Como consecuencia de la contaminación tenemos la degradación del suelo, la desertificación que esta afectando al 70% de la población de la tierra.
En Brasil, la Amazonía, que es la mayor selva tropical del planeta tierra, ha perdido a más de 400 mil kilómetros cuadrados, esto provocado por los ricos terratenientes y por campesinos pobres que carecen de tierra adecuada.
Alrededor de 100 especies de animales desaparecen al día por causas de la sobreexplotación de los recursos naturales, la destrucción del hábitat natural, el mercado negro de especies exóticas, la contaminación y la caza ilegal de ballenas.

Urge que la sociedad en general se de cuenta, que el equilibrio económico defendido a raza tabla, tiene que ceder a favor del equilibrio ecológico, ya que de lo contrario se pondría en grave peligro la supervivencia misma de la raza humana; tanto los productores como los consumidores debemos empezar a acostumbrarnos a algunas limitaciones, tanto en la producción como en el consumo, no solo de alimentos, sino también de energía.
La producción sostenible, debe cobrar la importancia del caso, respetando tanto el productor, como el consumidor, las temporadas y leyes de la naturaleza que rigen nuestro planeta.
En lo que refiere a la energía tanto eléctrica, como hidro-carburifera, es necesario ahondar esfuerzos para la creación de tecnologías alternas.

Todavía estamos a tiempo de resguardar el equilibrio ecológico, todavía estamos a tiempo de salvar el planeta de la destrucción a la que el ser humano la esta llevando, todavía estamos a tiempo de preservar nuestro propio hogar, y por ende todavía estamos a tiempo de salvarnos a nosotros mismos.

Recordemos que somos uno, entre El Creador (Dios), su creación (nuestro planeta) y su criatura (el ser humano).


LOS POST MÁS LEIDOS

JESÚS FRENTE A LA LEY, AL TEMPLO Y AL CULTO

Conocer las actitudes que tuvo Jesús frente a la ley, al culto y frente al templo judío son necesarias, ya que muchas veces se llega a desconocer el alcance de la vida pública de Cristo y su constante critica a los tres pilares fundamentales de la religión judía, criticas que merecieron la condena de los poderes establecidos de la época y que finalmente lo llevaron a la cruz.

FRENTE A LA LEY: El pueblo judío era mediado por la ley para que este se relacione con su Dios, pero gracias a estas normas se llego a marginar y a dividir al mismo pueblo, como ejemplo ponemos a los niños, mujeres, enfermos, pobres, todos estos eran marginados por una ley que discriminaba, pasando a ser esta ley un peso en su relación con Dios.

Los padres de Jesús y este mismo eran fieles cumplidores de la ley , no la cuestionaban como judíos que eran, como todo en la vida lleva un proceso, el despertar de la conciencia de Cristo frente a la ley fue gradual, cuando ya tomo conciencia de su misión EL se siente libr…

LA BANALIZACIÓN DEL DOLOR

Ofrecer dolor, sufrimiento, tristeza y amargura es una constante en los medios de comunicación del siglo 21, y es que mientras más dolor ofrezcas más rating obtienes, ejemplo de éste tipo de programas existen varios, los famosos reality shows, talk shows, etc., son sólo ejemplos de la comercialización del sufrimiento, dónde el que llora más gana más, ver sufrir a otros con un vaso de refresco en una mano y una hamburguesa en la otra es parte de la banalización del dolor a la que nos hemos acostumbrado.
El formato del programa "Bailando por un Sueño" es sólo un pequeño ejemplo de lo anteriormente mencionado, de origen mexicano el referido programa tiene un sin fin de versiones de distinta calidad, en Bolivia dicho reality nos muestra a diario la humillación a la que son objeto los participantes a manos de un "jurado" de nacionalidad argentina, al parecer éste extremo es el nudo central del show, la verborrea que el mencionado señor utiliza denigra no sólo a los parti…

¿QUIENES SON LOS VERDADEROS BURROS EN LA EDAD DEL BURRO?

Llevo algún tiempo trabajando entre jóvenes y adolescentes, muchos de ellos viviendo lo que algunos llegaron a llamar “la edad del burro”; en esta etapa que oscila entre los 14 a los 17 años los chicos empiezan a experimentar cambios físicos, psicológicos y emocionales, los cuales llevan al joven a vivir una etapa de rebeldía a todo lo que conlleva normas y reglas.
Por mi experiencia durante los últimos años con respecto a este tema, pude llegar a la inédita conclusión de que en la denominada “edad del burro” los que realmente se vuelven burros son otros; me explico, los jóvenes en su rebeldía y en sus cambios fisiológicos mas que burros, se convierten en verdaderos “vivos”, la juventud actual vive al día con los cambios tecnológicos (celulares, Internet, etc.), por ello la personalidad y la manera de pensar son mucho mas complejas que hace 10 o 20 años, con todo lo que esto conlleva.
Los adolescentes de ahora, conocen a la perfección las reacciones de sus padres, los llegan a conocer t…