Ir al contenido principal

QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD

Hace mas de 2000 años, en un pequeño pueblo llamado Belén, nació la persona que cambiaria radicalmente el curso de la historia de la humanidad, su padre fue un pobre carpintero llamado José, hombre sincero y honesto, su mama, una valiente jovencita llamada María, el nombre de este niño: Jesús, El Hijo de Dios que se hizo hombre para redimir a la humanidad y mostrarnos el camino para construir el Reino de Dios, dando la vida para ello.

Definitivamente no fue un nacimiento cualquiera, ya que María fue concebida siendo virgen por el Espíritu de Dios, nació entre los pobres, en un pesebre rodeado de animales y no entre los castillos y palacios de la época, la fecha exacta de su nacimiento no puede ser calculada con exactitud, pero lo mas probable es que haya nacido entre los meses de marzo a junio hace unos 2020 años; hay que aclarar que el calendario actual sufrió muchos errores de calculo y diversas modificaciones hasta llegar a ser el que se maneja actualmente.

¿Entonces que es lo que se celebra en la Navidad?, en la edad media, al no tener certeza de la data del natalicio del Dios Niño, la Iglesia Católica puso como fecha de conmemoración del nacimiento de Jesús el 25 de diciembre, la cual coincidía con el solsticio de invierno en Europa, explicando que en esta fecha ya no se debería hacer culto al sol, sino mas bien a la Luz Eterna hecha vida en la persona de Jesús; es así que se empezó a celebrar la Navidad cada 25 de diciembre.

Como vemos, la fecha no es exacta, pero no es lo importante, lo que realmente trasciende e importa, es el hecho, y este es que Dios mando a su único Hijo para dar la vida por nosotros y esto lo hizo por el inmenso amor que nos tiene, entonces si lo vemos desde este punto de vista, la fecha termina siendo insignificante con relación al hecho mismo del nacimiento de Cristo.

Entre los siglos 18, 19, varios escritores norteamericanos, extrajeron de la vida del Santo Católico “San Nicolás”, un obispo de los primeros años de la cristiandad varias anécdotas y relatos, para ir construyendo una especie de sátira del mismo, en varios cuentos y poemas, finalmente a principios del siglo 20, el escritor Frank Baum`s escribe la historia de Santa Claus o Papa Noel, con los elementos que son conocidos hasta ahora, es decir, el Polo Norte, el trineo, los renos voladores, el trajecito rojo, etc.; esta figura bonachona termina de imponerse en el mundo entero en la década de los años 30 gracias a una agresiva campaña de la Coca Cola, la cual termina de consolidar a Santa Claus en todo el mundo como el icono principal de la Navidad.

Navidad, es ahora una fiesta comercial, de regalos, comidas y brindis y esto trae consigo justamente todo lo contrario, ya que en una gran parte del mundo no existen regalos, pues hay pobreza extrema, falta la comida pues la escasez de alimentos cada día se agrava en los países pobres llamados tercer mundistas, no hay brindis, ya que ni siquiera hay agua potable para varios millones de personas. Santa Claus o Papa Noel,  es en definitiva un símbolo de discriminación, de diferencias económicas, de injusticia social, es un símbolo de muerte disfrazado con un traje rojo que solo trae tristeza y soledad.


Esta figura comercial se robo la Navidad y paradójicamente también se robo la inocencia de los niños, pues estos suplantaron en sus corazones el regalo del amor eterno dado por Dios, por regalos comerciales, temporales, nos robaron la Navidad, nos la cambiaron, ya no cantamos al cielo, “GLORIA A DIOS EN LAS ALTURAS, Y PAZ EN LA TIERRA A LOS HOMBRES DE BUENA VOLUNTAD”, preferimos repetir estupidamente el “JO, JO, JO”, y engañar a los mas pequeños con mentiras como los renos voladores o las famosas entradas por la chimenea, cambiamos el AMOR por una alegría pasajera, que es solo para los que pueden comprarla.

Esta navidad, antes de los abrazos y regalos, antes del brindis y de la comida, antes de los juegos artificiales y los cantos, acuérdense que hace mas de 2000 años nació en Belén, en un pesebre, el Hijo de Dios, llamado Jesús, el cual se hizo hombre por nosotros y lo hizo por amor y que la Navidad es en realidad paz, justicia, esperanza y Fe; QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD, que no te confundan, que no te cambien el amor eterno por una simple alegría pasajera, QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD y que la figura de Santa Claus o Papa Noel, no pase ser mas que un simple adorno y nada mas y que el Nacimiento o Pesebre ocupe el lugar primordial en tu hogar y principalmente en tu corazón, QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD y que la figura única y principal de esta fecha sea JESÚS NIÑO, el mismo que 33 años después de su nacimiento dio su vida por nosotros; NO DEJES QUE TE ROBEN LA NAVIDAD, ya que si lo permites, también te estarán robando la Vida, la Fe y la Esperanza.

QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD ya que la Navidad es Jesús; pues tanto amo Dios al mundo que dio a su hijo unigénito para que diera la vida por nosotros

QUE NO TE ROBEN LA NAVIDAD………Que así sea.


ARTÍCULOS MÁS VISTOS

REZAR NO ES RECITAR, ES MEDITAR

Para hablar con DIOS solo se necesita un poco de FE, el corazón humano encuentra en la oración ese bálsamo que calma ausencias, tristezas y que a la vez calma la euforia en medio de alegrías, la oración es donde el ser humano se entrega a DIOS  presentándole su corazón a plenitud.
Existen varias formas de oración,  la personal, esa que brota del corazón, donde las palabras emanan desde lo más profundo del alma, expresando de forma única y personal todo aquello que se se anhela y todo aquello por lo que se da gracias.
Los rezos, si bien son palabras preestablecidas las cuales muchas veces son repetidas una y otra vez tienen el plus de que entre ellas el alma humana va templando  paciencia, entrega y contemplación, paciencia porque las expresiones personales aprenden a esperar su turno, entrega, porque en rezos como el del Santo Rosario el creyente poco a poco va entregando su corazón ya que en cada meditación  va dejando de lado sus propias necesidades para rezar por intenciones universa…

SIN CRUZ NO HAY SALVACIÓN

En este último tiempo se viene queriendo reducir al cristianismo a simples palabras bonitas salidas de recetas color rosa, cuya única finalidad es la de endulzar el alma y el corazón humano como si se tratasen de algodones de azúcar, disfrazando al Evangelio de arlequín y a la salvación de un clown.
Si bien las palabras dulzonas muchas veces caen justas y acertadas no se puede simplificar al Evangelio como un cúmulo de palabras bonitas puesto que la salvación que JESÚS nos dio no fue dada por medio de frases prefabricadas de auto ayuda ni de superación, fue pagada con su sangre en la CRUZ.
El creyente que solo ve en el Evangelio a un lindo libro de auto ayuda nunca va a encontrar en sus páginas la grandeza y el alcance del sacrificio de JESÚS en la cruz, la salvación no es producto de un conglomerado de frases de superación, el dolor y la crueldad de la crucifixión no pueden ni deben ser olvidados, la CRUZ es sinónimo de AMOR, por ende tratar de suplantarla con palabras rosa de amor y p…

¿COMO SERIA UNA NAVIDAD SIN SANTA CLAUS (PAPA NOEL)?

Con la llegada inminente de la Navidad uno puede llegar a empaparse del ambiente festivo que existe en gran parte de las ciudades del mundo; siendo la figura  principal en la gran mayoría de los anuncios publicitarios, adornos y motivos navideños:  Santa Claus ó Papa Noel (según el lugar),  pero cómo seria una navidad sin Santa Claus.

Como primera consecuencia de la no existencia de Santa Claus veríamos como dos de las grandes trasnacionales de bebidas gaseosas (Coca Cola y Pepsi) tendrían serias bajas en la venta de sus productos ya que estas dos empresas usan como icono publicitario principal a la regordeta figura  en sus campañas navideñas, con la única diferencia de que en una se viste de rojo y en la otra de azul, otra de las consecuencias más notorias seria que las niñas y niños del mundo cristiano no verían a esta figura en cuestión como el principal actor de la navidad, dejarían de imitar el famoso jo, jo, jo, y no pondrían todas sus esperanzas y anhelos en este personaje fict…